Aceptación

Aceptación

En sentido jurídico general, la aceptación equivale al asentimiento de una propuesta u oferta. Por medio de la aceptación, del consentimiento, se perfeccionan los contratos, bien de manera expresa, bien en forma tácita o por signos inequívocos que presuman esa voluntad de aceptación.
En Derecho mercantil, la aceptación es el acto por el que el librado acepta una letra de cambio presentada por el tenedor o simple portador.

OFERTA Y ACEPTACIÓN EN EL DERECHO ANGLOAMERICANO DE CONTRATOS ¿Sabes que en el Derecho anglosajón de contratos el vendedor puede revocar la oferta casi en cualquier momento? ¿Conoces la diferencia entre una oferta y una invitación a negociar? Todo esto y mucho más te lo contamos en esta entrada. Sigue leyendo. Varias veces hemos hablado en el blog de los elementos que el Contract Law anglosajón exige para que exista un contrato. Offer + acceptance + consideration = Contract Si no recuerdas alguna de nuestras entradas, te dejamos una de las más representativas (aquí). También nos hemos ocupado de analizar la importancia de la consideration anglosajona (como aquí). Por eso hoy vamos a centrarnos en explicarte un poco más los otros dos elementos de la fórmula contractual. Oferta y aceptación (offer and acceptance) Para que exista un contrato se supone que deben existir una o varias ofertas realizadas por una de las partes, el oferente (offeror) y aceptadas por la otra parte, el destinatario (offeree). Por ejemplo, en un contrato de venta de un coche, una de las partes ofrece el coche a la otra parte, quien lo acepta. A esto se le llama acuerdo de voluntades (concurrence of wills), consenso (consensus ad idem) o consentimiento mutuo (meeting of the minds). La aceptación debe ser clara y expresa. Por lo general, el silencio no se considera como aceptación. Sin embargo, sí puede considerarse aceptación el hecho de que el destinatario de la oferta (offeree) comience a ejecutar el contrato. Debes tener en cuenta, no obstante, que la contraoferta (counter-offer) no suele considerarse como aceptación, sino como rechazo de la oferta (rejection of the offer). The offer La oferta debe ser clara y sin ambigüedades. Si no hay oferta, no hay contrato. Al igual que ocurre en la mayoría de los países del Derecho romanista, también en el Contract Law el oferente puede revocar su oferta en cualquier momento mientras no se haya alcanzado un acuerdo. En el Derecho de contratos angloamericano no suele admitirse la figura de la propuesta irrevocable. Ello es una consecuencia de aplicar las reglas de la consideration que hemos citado antes: dado que el oferente no ha recibido nada a cambio de su promesa de mantener la oferta durante cierto tiempo, su compromiso no es vinculante por falta de contraprestación. La única excepción la encontramos en los Estados Unidos, donde el Uniform Commercial Code en su artículo 2-205 recoge la posibilidad de que exista una oferta firme (firm offer) que no pueda ser revocada. Invitation to treat Hay que distinguir, no obstante, entre una verdadera oferta contractual y una simple invitation to treat, es decir, una invitación a negociar o a contratar. Lo que, en la práctica, a veces no resulta tan fácil. Podríamos definir la oferta (Offer) como: An invitation communicated by one party to another to enter into a legally binding contract on certain specified terms. Mientras que una Invitation to Treat (ITT) sería: An invitation to enter into negotiations with a view to creating an offer. El profesor Dell’Aquila (El contrato en el Derecho inglés, Dell’Aquila, E., 2001) señalaba que, por ejemplo, en las ventas que se realizan mediante catálogos, circulares, o en modos similares, los envíos de estos impresos no constituyen ofertas ni propuestas, sino que hacen el papel de una simple invitación para negociar. Peculiaridades del Derecho inglés El problema y la diferencia con nuestro sistema legal radica en que el Derecho inglés suele ponerse con más frecuencia del lado del vendedor que del comprador. Por ello permite al primero retirar o modificar su oferta en muchas más ocasiones que lo permite nuestro Derecho de contratos, más paternalista y protector del consumidor. Así ocurre, por ejemplo, con las ofertas dirigidas al público en general. Mientras que en el Derecho español, francés, holandés y en el de la mayoría de los países de nuestro entorno, estas ofertas se consideran vinculantes para el vendedor (al menos durante cierto tiempo), no ocurre lo mismo en el Derecho inglés, donde la publicidad o los anuncios (advertisement) masivos no se consideran por lo general como una oferta, sino como una mera invitación a aceptar ofertas. Tal como explica Smits (Contract Law. A comparative introduction, Smits, Jan M., 2017), otras situaciones en las que el Derecho inglés considera que no existe oferta sino solo una invitación a negociar (ITT) son, por ejemplo, la exhibición de artículos en un escaparate (display of goods), las declaraciones de precios (statement of price), o las ventas por Internet (sale on a website). En relación con estas últimas hay que decir que, aunque el Derecho de la UE exige que los vendedores por Internet faciliten al cliente una gran cantidad de información y le concedan la posibilidad de desistir de la compra durante 14 días, la cuestión de la efectividad de la oferta se rige por los respectivos Derechos nacionales. Por eso hay que tener en cuenta que el Derecho inglés (y también, curiosamente, el alemán) consideran la publicidad de productos en Internet como invitaciones no vinculantes a contratar. Si te interesan los contratos anglosajones y quieres conocer los equivalentes de esos conceptos oscuros del inglés jurídico que tanto abundan, te invitamos a descargar este glosario gratuito inglés-español de contratos. Descárgalo ahora. Glosario de contratos Glosario granate Te regalamos un glosario GRATUITO Inglés-Español con más de 300 términos y expresiones sobre contratos. Solo tienes que rellenar este formulario y lo recibirás inmediatamente por correo electrónico. Nombre (sin apellidos) Correo electrónico We use this field to detect spam bots. If you fill this in, you will be marked as a spammer. ENVIAR Powered by ConvertKit Artículos relacionados Jornada sobre orientación profesional en traducció... Cuál es la diferencia entre «Damage» y «Damages»... Guía para encontrar un buen traductor jurídico ¿Cómo interpretan las leyes los jueces del Common ... 80 20 diciembre 2017|Etiquetas: Contract Law, contratos anglosajones, Traducción jurídica|Sin comentarios Deje su comentario Comentar... Nombre (requerido) Correo electrónico (requerido) Sitio web BUSCAR Buscar... ÚLTIMOS ARTÍCULOS Diccionario inglés jurídico: Entire Agreement ¿Cómo interpretan las leyes los jueces del Common Law? Diccionario de inglés jurídico: the Rule of Law Diccionario de inglés jurídico: Beneficial Owner (II) Diccionario de inglés jurídico: Beneficial Owner (I) ARCHIVOS ARCHIVOS CATEGORÍAS Common Law Cursos de Traducción y Derecho Inglés jurídico Interpretación Miscelánea Traducción económica Traducción jurada Traducción jurídica Uncategorized La aceptación en la letra de cambio La aceptación es la manifestación de voluntad del girado, la cual deberá ser expresada literalmente dentro de la letra de cambio. La aceptación no constituye un requisito para la constitución de la letra ni para su eficacia circulatoria. Solamente con la aceptación en la letra, el girado se obliga de modo directo el cumplimiento de la prestación, por lo que la obligación cambiaria del librado nace en el momento de la manifestación de la voluntad. La letra de cambio tiene su momento culminante en la aceptación por parte del girado. Y en virtud de dicha aceptación, la letra de orden de pago efectuada por el emitente, se convierte en promesa de pago del girado-aceptante. Por medio de la aceptación, el girado se convierte en obligado cambiario directo y principal respecto del pago de la suma indicada en la letra de cambio. Aceptación por intervención. Desde los primeros tiempos de la letra de cambio, se estableció la costumbre mercantil de que, si el girado negaba la aceptación, un tercero, llamado interventor, podría presentarse y aceptar, a fin de salvar la responsabilidad y el buen crédito de alguno o algunos de los obligados en la letra. Así surgió la figura jurídica de la aceptación por intervención, o por honor. Para que tenga lugar la intervención es necesario que la letra se proteste por falta de aceptación. Ejemplo Letra De Cambio ceptación Autor: Gabriel Correa Esta entrada de la Enciclopedia Legal se ha clasificado en A, Derecho Mercantil Global, Teoría del Derecho Global, Uncategorized, AC, Comercio Exterior Índice de Navegación de la Enciclopedia Jurídica Aceptacion Introducción: la Aceptación Significado Alternativo Aceptación Aceptación en el Derecho Español Aceptación a finales del Siglo XX Más sobre Aceptación Concepto y Caracteres de Aceptación Recursos Véase También Bibliografía Aceptación (de una Regla) en la Teoría del Derecho Recursos Véase También Bibliografía Este es un proyecto Sin Fin de Lucro. No utiliza cookies ni guarda datos del usuario. Este proyecto es semejante a Wikipedia en el sentido de que es un esfuerzo colaborativo, pero es diferente a Wikipedia por el hecho de que solo acepta contribuciones de expertos en la materia. Aceptacion Introducción: la Aceptación Concepto de Aceptación en el ámbito del comercio exterior y otros afines: Letra de cambio con promesa de pago que hace el girador de la misma y que, por lo general, se indica mediante la inscripción en la cara posterior del propio documento de la palabra de “acepto” o “aceptamos”, seguida de la fecha, el lugar de pago y la firma del aceptante. Cualesquier palabra que indique la intención del librado de aceptar o pagar la letra es en este caso suficiente. Significado Alternativo El efecto de la aceptación es hacer que la letra sea equivalente a un pagaré, con el aceptante como librador y el girador como endosante. Aceptación Acuerdo de pagar, escrito en una letra de cambio o un giro, por la persona o empresa sobre la cual es girada. Este acuerdo es expresado formalmente escribiendo en el documento presentado la palabra aceptado, seguida por la fecha y la firma del aceptante. Cualesquier palabra que indique la intención del librado de aceptar o pagar la letra o el giro es en este caso suficiente. El efecto de la aceptación es hacer que la letra o giro sea equivalente a un pagaré, con el aceptante como librador y el girador como endosante. Aceptación en el Derecho Español Aceptación a finales del Siglo XX En el Diccionario Jurídico Espasa, Aceptación se define como: Es la declaración pura y simple del librado cambiario por la que éste se obliga a pagar la letra a su vencimiento Por virtud de ella, el aceptante se convierte en el deudor principal y directo A él habrá de reclamarse en principio el pago, y respecto de él no se produce perjuicio o decadencia La aceptación ha de figurar en la letra, pero no requiere ninguna firma especial, siendo suficiente la firma autógrafa en el anverso de la letra La fecha de la aceptación sólo es necesaria cuando se trata de letra emitida a un plazo desde la vista o cuando por estipulación del librador o un endosante se señaló un plazo especial para recabar la aceptación Si en estos supuestos no consta la fecha, se habrá de levantar protesto que la acredite para conservar la acción de regreso, pero la aceptación es válida y eficaz En todo caso, frente al aceptante se entenderá que la aceptación se puso el último día del plazo señalado para recogerla No vale como aceptación la que se somete a condición El aceptante no puede introducir modificaciones en el texto de la letra que no sean la de fijar una cantidad menor por la que se obliga (aceptación parcial), o señalar el tercero a quién debe reclamarse el pago, si el librador indicó un lugar distinto al del domicilio del librado o, incluso, indicar otro domicilio de pago en la misma localidad y el tercero a quien allí deberá reclamarse el pago, si la letra es pagadera en domicilio del librado En el caso de aceptación parcial, se tendrá por negada la aceptación por el resto Cualquier otra modificación que introduzca el librado al aceptar la letra se estima negativa de aceptación sin perjuicio de que el librado quede obligado en los términos que expresó Antes de devolver la letra entregada para aceptar, el librado puede tachar o revocar su aceptación, pero no será eficaz esta cancelación si el librado hubiere notificado pro escrito su a aceptación al tenedor o a cualquier suscriptor de la letra Las letras emitidas a un plazo desde la vista han de ser presentadas necesariamente a la aceptación, y dentro de un año a partir de su fecha El librador puede ampliar o acortar este plazo; los endosantes sólo pueden acortarlo Más sobre Aceptación No necesitan ser presentadas a la aceptación las letras giradas a la vista El librador puede prohibir la aceptación salvo que la letra esté girada a un plazo desde la vista o sea pagadera en el domicilio de un tercero o en localidad distinta a la del domicilio del librado Puede el librador también establecer que la aceptación no debe efectuarse antes de determinada fecha Pero puede el librador exigir que la letra se presente a la aceptación fijando o no un plazo para ello Si el librador no prohibió la aceptación, un endosante puede exigirla señalando también o no un plazo En los demás casos, la presentación a la aceptación es potestativa del tenedor, que podrá hacerlo hasta la fecha del vencimiento La presentación a la aceptación se hará en el domicilio del librado El librado puede pedir que se le presente la letra por segunda vez al día siguiente Pero en ningún caso el librado puede pretender retener en su poder la letra Si existen dos o más librados, puede presentarse la letra a cualquiera de ellos, salvo que otra cosa se indique claramente La negativa de uno de los librados equivale a negativa de aceptación Concepto Aceptación (Derecho Administrativo) , (Derecho Financiero) Acuerdo que hay que obtener de la administración para que ciertos proyectos de los particulares puedan ser ejecutados o puedan beneficiarse de un régimen financiero o fiscal favorable. (Derecho Comercial) Procedimiento por el cual los socios de algunas sociedades aprueban o desaprueban la cesión o la trasmisión de partes o de acciones a una persona; pueden oponerse también a la admisión de nuevos socios o al aumento de la participación de socios en plaza. La negativa de aceptación implica por lo común obligación para los socios de rescatar las partes o acciones del cedente o hacerlas adquirir por un tercero. En defecto de ello, la sociedad procede a una reducción de su capital. (Derecho Internacional Público) Aceptación, por el Estado ante el cual debe ser acreditado un agente diplomático, de la persona elegida para ello por otro Estado. V. Persona grata. (Derecho Civil) Io Acto por el cual una persona da su consentimiento a un ofrecimiento legal que le permite prevalerse, si lo desea, de una situación jurídica (aceptación de sucesión). 2° Manifestación de voluntad por la cual una persona da su asentimiento a una oferta de contrato que se le hace. (Derecho Comercial) Compromiso contraído por el deudor de una letra de cambio, o librado, de pagar a su vencimiento el monto de ella, compromiso que se hace constar por medio de una firma estampada en el anverso de la letra. Es la declaración del librado expresada en el texto de la letra de cambio mediante la palabra acepto u otra expresión equivalente y la firma de aquél, llamado desde entonces aceptante; en todo caso, la firma del librado en el anverso de la letra equivale a la aceptación. Esta conlleva la obligación de pagar la letra a su vencimiento. Antes de ser aceptante, el librado no está cambiariamente obligado al pago de la letra; desde que es aceptante, lo está más que cualquier otro firmante de la letra. Por ello, no vale aceptar con condición alguna; la aceptación modificada equivale a negativa a aceptar la letra, sirviendo en tal caso de protesto dicha aceptación. En cambio, vale la aceptación parcial, en la que el librado-aceptante limita su compromiso de pago a una parte del importe de la letra. La fecha de la aceptación es de obligada mención en sólo dos casos: cuando la letra está librada a un plazo desde la vista, y cuando la letra contiene una estipulación previendo el plazo de aceptación. Ley Cambiaria y del cheque, artículos 29 y 30. La manifestación del consentimiento concorde, como productor de creeros jurídicos, constituye el acto de aceptación, que consiste en admitir la proposición hecha o el encargo conferido. Por la aceptación se manifiesta el consentimiento, y éste es uno de los requisitos exigidos para la existencia del contrato. La aceptación, como el consentimiento, puede ser de índole expresa o tácita. La primera, cuando se formula de palabra o por signos equivalentes; la segunda, cuando se infiere de acciones o hechos que permiten presumir que es ésa la manifestación de voluntad. | DE DONACIÓN. Consentimiento dudo por el donatario a la donación. La donación es un contrato; y, por lo tanto, exige consentimiento, requisito fundamental para la existencia de aquél. | DE HERENCIA, Es el acto por el cual el heredero testamentario o ab intestato manifiesta su voluntad de suceder con los derechos y deberes inherentes ti ello. Para que surta erectos la aceptación de herencia, se requiere formularla después de abierta la sucesión del causante; la formulada previamente no surte efecto legal alguno, | DE LEGADOS. Constituye el acto por el cual un legatario manifiesta su voluntad de tomar la manda o legado que le deja el restador. | DE LETRA DE CAMBIO. Acto jurídico que consiste en poner en la letra la palabra acepto o aceptamos. Constituye, pues, la manifestación del librado de que admite el encargo de pagar la letra. | DE PODER. Es la que realiza el procurador del que se le otorga para representar a la parte interesada en asuntos judiciales. Esta aceptación puede ser expresa o tácita; la primera, cuando se hace constar en el mismo instrumento: y la segunda, cuando se da a conocer por actos. | DEL MANDATO. Acto por el cual una persona -que así queda constituida en mandatario - manifiesta su voluntad de efectuar el encargo que recibe de otra -el mandante- para representarla, efectuar uno o mas negocios en su nombre o para obrar por su cuenta. y Caracteres de Aceptación Definición y descripción de Aceptación ofrecido por el Diccionario Jurídico Mexicano (1994), de la Suprema Corte de Justicia de México: (escrito por Pedro A Labariega V ) (Del latín acceptationis, de aceptarse; el acto de admitir y aceptar la cosa ofrecida). Aceptación es la manifestación de voluntad consignada en una letra de cambio, por la que el librado o la persona indicada en el documento, al suscribirlo, acata la orden incondicional de aceptar pagar a su legítimo poseedor una suma determinada de dinero al vencimiento del título y conviértese por ello en obligado cambiario, principal y directo. La aceptación de la letra pues, es un acto cambiario, accesorio (excepto en la letra incoada), escrito en el título y de declaración unilateral de voluntad (artículos 97 y 101, Ley General de Títulos y Operaciones de Crédito). Recursos Véase También Bibliografía Cámara, Héctor, Letra de cambio y vale o pagaré, Buenos Aires, Sociedad Anónima Editora Comercial, Industrial y Financiera, 1970, tomo II; Cervantes Ahumada, Raúl, Títulos y operaciones de crédito; 8ª edición, México, Herrero, 1973; Esteva Ruiz, Roberto, Los títulos de crédito en el derecho mexicano, México, Editoral Cultura, 1938; Mantilla Molina, Roberto L., Títulos de crédito cambiarios, México, Porrúa, 1977; Muñoz, Luis, Derecho mercantil, México, Cárdenas Editor y Distribuidor, 1974, tomo III; Pallares, Eduardo, Títulos de crédito en general, México, Ediciones Botas, 1952; Pina Vara, Rafael de, Elementos de derecho mercantil mexicano; 11ª de., México, Porrúa,1979; Rodríguez y Rodríguez, Joaquín, Curso de derecho mercantil; 11ª edición, México, Porrúa, 1974, tomo I; Rodríguez y Rodríguez, Joaquín, Derecho bancario; 4ª edición, México, Porrúa, 1976; Tena, Felipe de J., Títulos de crédito; 3ª edición, México, Porrúa, 1956. Aceptación (de una Regla) en la Teoría del Derecho RecursosLa A cción Causal Y De Enriquecimiento. La Acción Cambiaría En La Letra De Cambio El Protesto El Pago De La Letra De Cambio El Aval En La Letra De CambioSÍGUENOS

Últimas incorporaciones

Ecuaciones equivalentes. Oficina pública que recoge un censo o padrón de las finc...
Ecuaciones exponenciales. El caso fortuito es el suceso acontecido sin intervención de la...
Ecuaciones exponenciales y logarítmicas. En Derecho procesal, anular o revocar el Tribunal Supremo una sentenci...
Ecuaciones irracionales. Instancia excepcional ante el Tribunal Supremo que asiste a los litiga...
Ecuaciones logarítmicas. Conjunto de valores, tanto de renta fija como variable, administrados ...
Ecuaciones racionales Cociente de números naturales" title="Ámbito de estudio de las finanzas">Ámbito de estudio de las finanzas. Acuerdo entre empresas cuyo objetivo, en general, es reducir los efect...

Siguientes definiciones

El acuerdo político-administrativo. Los bienes hipotecados pueden ser objeto de un abandono genéric...
El algorítmo de Euclides. Renuncia a la cosa por parte del propietario con pérdida de do...
El análisis de políticas públicas como ciencia de la acción. Son bienes abandonados por su titular, y como tales pertenecientes al ...
El análisis institucional. Facultad del titular del derecho de no ejercitarlo definitivamente. Di...
El Barroco. No es infrecuente que se produzca la no disposición de los fond...
El ciclo de una política pública. En el transporte terrestre, el consignatario puede negarse a recibir l...


¿Le gustaría recibir señales de trading Gratis?

Pulse aquí para registrarse y obtener señales de trading gratis en su movil

Aprende a generar ingresos con tu propio capital


Fuentes:

Burgos Baena, Agustín (2017). Análisis bursátil avanzado


Formación recomendada

Curso de Administración


Cursos



Servicios recomendados

Servicios de Viajes y ocio


Biblioteca


Traducción de textos


Brokers para invertir


Señales de trading


Asesoría de Tesis




Citar:

Burgos Baena, Agustín. (2017). Ámbito de estudio de las finanzas. Recuperado de: http://ayudandomascotas.com/aceptacion.html

 

Experts Training (2017)